Passion Fruit

33,9082,95

SKU: N/D Categorías: ,

Passion Fruit

 

  • Genética muy fuerte y estable, fácil de cultivar

  • Aroma y sabor afrutados y complejos

  • Una híbrida confiable que se desempeña muy bien tanto en interiores como en exteriores

  • Variedad altamente productora de potencia premium

Passion Fruit es un potente y galardonado cannabis

Passion Fruit ganó la siguiente copa en América del Sur:

1er Premio en exteriores en la Copa Del Sol de Perú en 2018

Los cogollos de Passion Fruit son increíblemente afrutados

Passion Fruit es una variedad híbrida que resulta del cruce de dos increíbles variedades afrutadas, creando así algo incluso mejor que las variedades parentales originales. ¡Los cogollos de esta variedad huelen como si acabaras de entrar en una tienda de dulces!

Los aromas más dominantes son los dulces, cítricos, agrios y a naranja. Puedes esperar un perfil de sabor único a uva, el cual es muy, pero muy delicioso. Si buscas una variedad de cannabis deliciosa, rica y supremamente potente, con una genuina sobrecarga de sabor afrutado, ¡entonces te encantarán las semillas feminizadas de Passion Fruit!


Passion Fruit es una variedad de cannabis muy potente y pegajosa

La Passion Fruit es una variedad híbrida realmente vigorosa, la cual garantiza cogollos con una potencia de nivel premium. Los niveles de THC pueden alcanzar grandes alturas si se cuida perfectamente de esta variedad. Este tipo de planta es conocido por ser bastante resiliente y tolerante. Tendrá cogollos muy pegajosos, así que ten cuidado cuando cuides tus plantas durante la fase final de la floración, ya que literalmente puedes quedar cubierto de resina. También ten cuidado si rozas tu ropa contra esta aromática y afrutada variedad durante la floración, ¡porque la poderosa esencia afrutada de esta variedad de semilla feminizada se quedará contigo por bastante tiempo!

Passion Fruit de Dutch Passion: Gran producción de potencia premium

Passion Fruit ha ganado rápidamente una reputación entre los cultivadores recurrentes por su perfil de terpenos único, alta producción y potentes flores. Es un cruce entre dos líneas genéticas muy fuertes y estables, que dio como resultado algo nuevo y emocionante.

El nombre Passion Fruit deriva del atrayente olor y el grandioso sabor de los cogollos. Son ligeramente amargos, dulces y afrutados, con notas de uva, lo que le recordó al equipo de prueba de Dutch Passion a la verdadera maracuyá (en inglés, “passion fruit”).

Passion Fruit es una variedad híbrida de cannabis que podría describirse como 50% Indica/50% Sativa, pero que se inclina un poco más hacia el lado sativa. Sin embargo, debido a su linaje indica, pudieras tener la suerte de encontrarte también con el fenotipo inclinado a indica. La Passion Fruit tiene lo que se conoce como vigor híbrido. Esto significa que tiene la predisposición genética de crecer particularmente rápido y explotar durante la floración. Esto hace de la Passion Fruit una candidata ideal tanto para el cultivo de tipo SOG como para el cultivo bajo luz 12/12 desde la semilla. Passion Fruit también se adapta bien a las técnicas de cultivo SCROG con solo un par de plantas (o quizás 1 planta) por m2.

La Passion Fruit responde muy bien al doblaje de hojas y al supercropping. Se recomienda la poda apical (topping) o la poda FIM (fimming) si quieres una estructura de planta más frondosa. Passion Fruit es una variedad de semilla feminizada de cannabis altamente productora. En las manos correctas, puede recompensar al cultivador con una cosecha extraordinariamente grande, y es por esto que ha sido calificada como una variedad XXL.

Información de la variedad Passion Fruit: ¡Una híbrida deliciosa y altamente productora!

Passion Fruit es una híbrida bien equilibrada. Su genética proviene de la Sweet Pink Grapefruit, que fue cruzada con la Orange Bud, una variedad galardonada en varias copas de cannabis. ¡Este cruce único garantiza uno de los perfiles de sabor más ricos y deliciosos de la colección Dutch Passion! El vigor híbrido que resulta del cruce de estas dos potentes variedades asegura resultados excelentes. La proporción aproximada de 50/50 de indica/sativa ofrece un subidón muy agradable y bien equilibrado, que se convertirá rápidamente en uno de tus favoritos. No es fácil encontrar una variedad alta en THC que tenga una producción tan grande y, a la vez, un perfil de terpenos genuinamente único.

El ser un cruce de nuestra Orange Bud original hace de Passion Fruit una planta muy estable y fácil de cultivar. Orange Bud fue seleccionada en la década de 1980 a partir de una destacada genética Skunk, la cual produce cogollos densos y duros, cubiertos en cristales y hermosos vellos naranja. Los cogollos hermosamente coloreados y cubiertos de cristales de la Orange Bud ofrecen un gran sabor y garantizan un increíble atractivo visual. Orange Bud también es reconocida por su sabor único dulce, con tonos cítricos de nectarina y naranja madura.

Se cree que la Sweet Pink Grapefruit es originaria de Canadá, aunque la genética original precisa es incierta y está rodeada de especulaciones. Algunos dicen que comenzó con un fenotipo muy afrutado de Northern Light, y otros creen que fue parte de un programa de cultivo con una línea especial de Blueberry. Lo que podemos decir con seguridad es que esta variedad produce un sabor intento, exótico y dulce muy difícil de encontrar en otras variedades de cannabis.

La Passion Fruit puede tener un patrón de crecimiento bastante compacto durante el periodo de crecimiento vegetativo. Puede tener tanto tallos gruesos como hojas grandes/amplias en forma de abanico, algo que muestra más su linaje Indica. Durante la floración, el lado de su genética Sativa se hace más evidente a medida que comienza a estirarse y ganar altura. Al ser una híbrida tan fuerte, se adapta muy bien a toda clase de técnicas de cultivo, bien sea que te enfoques en tener numerosas plantas por m2 o solo un puñado.

La Passion Fruit está lista para la cosecha en 8-9 semanas en interiores. En exteriores puede hacerse inmensa, así que asegúrate de darle suficiente espacio para crecer. En exteriores estará lista a mediados/finales de otoño.

La genética usada para crear la Passion Fruit garantiza las siguientes características:

  • Una planta fuerte y resistente, fácil de cultivar

  • Vigor híbrido que garantiza una planta grande y una gran producción rápidamente

  • Un aroma y sabor realmente maravillosos, combinados con un subidón potente

Passion Fruit es una planta excelente para los principiantes, ya que es bastante resiliente y tolerante. Aunque recomendamos darle un ambiente estable para optimizar su potencial, producirá plantas de tamaño decente y cogollos potentes incluso si está en condiciones no tan óptimas.

Sweet Pink Grapefruit + Orange Bud = ¡Passion Fruit!

Passion Fruit atrae a cualquiera que necesite una variedad de semilla feminizada con un subidón verdaderamente potente, grandes cosechas y un sabor genuino y muy afrutado. Passion Fruit se deriva de un cruce entre Orange Bud y Sweet Pink Grapefruit. La dulce y afrutada variedad parental garantiza que Passion Fruit esté llena de un sabor fresco y un aroma afrutado que harán que tus cogollos se destaquen del resto.

Dutch Passion obtuvo un clon de calidad extra superior de la Sweet Pink Grapefruit original gracias a un amigo de confianza en Bélgica. Ha sido una de las variedades más afrutadas que el equipo ha encontrado en mucho tiempo. Cuando probó los capullos ricos en THC de la Sweet Pink Grapefruit, el equipo de prueba de Dutch Passion se impresionó con su olor y sabor. Su alta producción le añadió aún más atractivo.

El equipo supo inmediatamente que tenía que crear una nueva variedad de semillas feminizadas de cannabis usando esta genética. Tanto la Sweet Pink Grapefruit como la Orange Bud son variedades de semillas de cannabis altamente respetadas por derecho propio. Cuando se combinan, el resultado es probablemente incluso mejor que las variedades parentales originales.

Los cogollos de Passion Fruit son, inconfundiblemente, unos de los más complejos, afrutados y deliciosos que Dutch Passion ha encontrado en muchos años. Passion Fruit es una emocionante nueva adición a la familia Orange y una variedad de semilla de cannabis de alta calidad en la que puedas confiar.

Efectos de la Passion Fruit

Passion Fruit es una híbrida potente con niveles de THC de alrededor de 20%, así que definitivamente es considerada una variedad fuerte. Hemos visto fenotipos con cerca de 25% de THC e incluso se han reportado algunos casos con niveles de THC de cerca de 30%, pero esto no ha sido confirmado por nuestro propio laboratorio de pruebas.

Estos niveles inusualmente altos de THC muestran el destacado potencial genético de esta variedad. El efecto es potente y cerebral, pero no devastador ni paranoico. La Passion Fruit te hará volar tan alto como un cometa, pero seguirás siendo capaz de funcionar. Creemos que el cruce ha producido la cantidad exacta de genes tanto Indica como Sativa.

La genética de la Orange Bud original ayuda a mantener el subidón vigorizante y social. Sin dudas, Passion Fruit es excepcionalmente fuerte y ofrece un subidón agradable y de la más alta calidad. Esta también es una variedad excelente para los cultivadores que buscan plantas ricas en THC y de calidad excepcional para usarlas como eventuales plantas madre.

Periodo de floración de la variedad Passion Fruit

Normalmente, recomendamos un periodo vegetativo de unas 4 semanas. Cuando se cultiva con la técnica SOG (“Sea of Green”, o “mar de verde”), es posible cultivar esta variedad en un ciclo de luz 12/12 directamente después de que las semillas feminizadas de cannabis hayan germinado. Cuando cultivas apenas un par de plantas por m2, recomendamos darles un periodo vegetativo de unas 6 semanas. Al ser una híbrida de cerca 50/50, puedes esperar algo de crecimiento durante la floración, aunque no tanto como las sativas puras o las híbridas sativas dominantes.

Es posible usar muchos tipos de técnicas de cultivo, como LST (“Low Stress Training”, o “trenzado de bajo estrés”) y también HST (“High Stress Training”, o “trenzado de alto estrés”). La Passion Fruit reacciona muy bien a todas estas. Se recomienda “topping” o “fimming” si quieres que sea aún más frondosa, o que se ramifique más temprano. No recomendamos el topping/fimming con el fenotipo Indica dominante porque destruirá su masiva cola principal (cola apical).

La Passion Fruit también tendrá grandes resultados en exteriores. Al ser una variedad que puede soportar temperaturas más frías de noche, esta resistente señorita está comprobada para el cultivo en exteriores. Incluso en regiones montañosas, donde la temperatura nocturna puede bajar significativamente, la Passion Fruit tiene la capacidad de prosperar. Es posible obtener plantas masivas de 2.5-3.5m de alto, y pueden ser igual de amplias si se les da suelo, nutrientes y luz solar en cantidades adecuadas.

Para que alcance su máximo potencial, es recomendable cultivarla en un invernadero cuando está en exteriores. Sin embargo, considera la necesidad de mantener suficiente aire fresco en el invernadero para optimizar el resultado final. Evita el aire estático o viciado dentro del invernadero, ya que esto aumentará la probabilidad de hongos y moho en las numerosas y densas flores.

El periodo de floración es de una 8-9 semanas. En combinación con la fase vegetativa recomendada, tarda unas 12-15 semanas desde la semilla a la cosecha

ENVASE

3 SEMILLAS, 5 SEMILLAS, 10 SEMILLAS

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Passion Fruit”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Carrito de compra